Diversidad como valor o como etiqueta

Quienes nos dedicamos a estudiar y comprender la diversidad humana por razón de sexo o sexuación biográfica para luego tratar de explicarla, nos vemos ante un dilema cuando leemos u oímos expresiones como “diversidad funcional” y, sobre todo, “diversidad sexual“.

Por un lado, entendemos los motivos e intenciones que llevan a emplear estas formulaciones para designar de manera afirmativa y más cercana con la realidad a individuos y grupos o colectivos que de manera inaceptable (científica, pública, laboral, socialmente, etc.) se encuentran con mayor o menor grado de estigmatización y patologización.

En este sentido, sabemos que ni es ni puede ser lo mismo nombrar a un sujeto como discapacitado o con discapacidad (es decir, desde las ausencias) que como diverso funcional o con diversidad funcional (es decir, desde las presencias). Como tampoco lo es nombrarlo como invertido, pervertido o aberrante, que como diverso sexual.

Sin embargo, por el otro lado, el que nos ocupa, vemos que puede resultar altamente contradictorio puesto que la diversidad existente en la humanidad, permítasenos la exageración, se debe en gran medida al resultado de los procesos de sexuación biográfica. Si algo produce el sexo, a lo largo de la vida y sus circunstancias, es diversidad de individuos, no se olvide, sexuados.

De tal manera que el proceso biográfico de sexuación de cada individuo, acompañado de sus propias circunstancias, produce individuos únicos e irrepetibles. Y esto, desde nuestra perspectiva, es un gran valor que conocer, cultivar y promover.

Lo cual lleva a plantear que un individuo, en sí mismo, no es diverso sino único e irrepetible. Lo diverso es el conjunto de individuos. Pero el conjunto, no cada uno de los individuos. Por ello, nos cuesta conceptualizar a un individuo como “diverso (del tipo que sea)”.

La contradicción central, con todo, no la vemos centrada en este campo de la semántica sino en otro: el de la pragmática. El de sus usos.

Y es que cuando se adjetiva a un grupo o colectivo como “con diversidad (del tipo que sea)” para distinguirlo de otro grupo o del resto, ¿qué adjetivo ha de llevar el resto? Si de un individuo se dice que es diverso funcional o sexual ¿Qué se dice del otro? ¿Que también? ¿Acaso puede existir un individuo “sin diversidad (del tipo que sea)”?

Quienes estudiamos la diversidad estamos firmemente convencidos de que no. En ese punto nos asalta otra pregunta: si resulta que todo individuo es, por definición, único e irrepetible (nombrado como diverso/a) ¿para qué sirve dicha adjetivación?

Entonces nos planteamos que tal vez se esté realizando un mecanismo de sinonimia: “Donde antes se decía minusvalía, ahora se pone diversidad funcional” o “donde antes se decía inversión, ahora se pone diversidad sexual”. Ciertamente con otros sentidos y significados pero, en la práctica, en su uso, designa a los mismos individuos.

Son los líos y enredos del etiquetado y que obviamente no son fáciles ni sencillos de resolver. Tan solo ofrecemos una reflexión en voz alta por la parte que, como profesionales de la sexología, nos afecta sobre los peligros de perder de vista la diversidad del conjunto como un valor para emplearlo como etiqueta que designa a algunas de sus partes.

Dicho sea de paso, y a modo de invitación, uno de los antónimos de “diversidad” es “analogía”, cuya segunda acepción según el DRAE es “Razonamiento basado en la existencia de atributos semejantes en seres o cosas diferentes”.

Aplicado a grupos y colectivos, pues, nos parece mucho más cercano a aquello que se quiere nombrar y, de paso, imposibilita emplearlo para referirse a un individuo en concreto, lo que evitaría que se convirtiese en “etiqueta”.

Samuel Díez Arrese y Almudena Herranz Roldán

Anuncios

Acerca de Samuel Díez Arrese

Profesor del Máster en Sexología del Instituto de Sexología Incisex y la Universidad de Alcalá de Henares. Co-coordinador del programa de Sexología Avanzada. Blog: https://sexologiaenredessociales.wordpress.com/
Esta entrada fue publicada en sexología, Sexuación Sexualidad y etiquetada , , , . Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s